• Menú
  • Menú
Alicudi Italia

Las 15 islas de Italia más bonitas

Según la Organización Mundial del Turismo, Italia es el quinto país más turístico del mundo (en 2019 recibió más turistas, que la cantidad de habitantes que tiene) y la mayoría de los turistas visitan las ciudades italianas más emblemáticas. Pero el país no es solo la parte continental. Si vas a conocer alguno de los pueblos italianos más bonitos, visita las islas de Italia, ya que están consideradas entre las islas más bonitas del mundo. En esta reseña podrás disponer de “La ruta de las islas italianas”, un viaje a través de islas espectaculares, que podrás hacer realidad dentro de tu Ilusión Viajera.

1. Burano

Isla de Burano Venecia
Atardecer en la Isla de Burano

Podrás comenzar tu recorrido por el norte, por la isla de Burano. Considerada como una de las ciudades más coloridas del mundo y por lo tanto más bellas, debe su colorido (según la leyenda) a que, cuando había niebla los pescadores no podían hallar el camino de regreso y que, solamente por los vivos colores del pueblo lo encontraban. La única plaza de la isla es Piazza Galuppi, donde puedes hallar restaurantes y tiendas.

↠ Lugares de interés en Burano

Ubicado en el centro de la plaza se halla el pozo de piedra de Istria, que es del año 500 y del cual sale agua potable de una fuente. Detrás de la plaza está la casa más fotografiada de Burano: la Casa de Bepi Suà (Giuseppe Toselli), que diariamente pintaba su casa con alguna figura geométrica y que amaba los colores, los dulces y los niños.

Pero además de la belleza del pueblo, Burano alguna vez fue el centro internacional del encaje de agujas. Aún hoy, se sigue con la tradición de elaborar piezas de encaje a mano, con una técnica que solamente se utiliza en la isla y que va trasmitiéndose de generación en generación. Si visitas el Museo del Encaje, podrás saber cómo y porqué Burano fue la capital europea del encaje y hoy es una de las islas italianas más importantes. Una visita imperdible.

2. Murano

Murano
Murano, uno de los lugares que visitar en Venecia más bonitos

Conocida mundialmente por la elaboración del famoso cristal que lleva el nombre de la isla, Murano desde el siglo XIII, tiene una bien ganada fama en la industria cristalera. En el año 1295, los fabricantes de cristales venecianos fueron obligados a trasladar sus talleres a Murano, por la gran cantidad de incendios que había en Venecia. Otros dicen, que fue para impedir que los artesanos fuesen a otras ciudades, una vez aprendidos los procesos de fabricación. De hecho, no podían salir de la isla sin autorización.

↠ Lugares que visitar en Murano imprescindibles

Podrás ver demostraciones del soplado del vidrio visitando alguno de los talleres que mayormente están abiertos al público. También podrás visitar el Duomo di Murano Santi María e Donato, dedicado a Santa María y que alberga los restos de San Donato.

Otro sitio que debes conocer es la Chiesa di San Pietro Mártire hecha en conmemoración de San Juan el Bautista, pero rebautizada después de un incendio que la destruyó. Y en las que verás pinturas de Giovanni Bellini y Veronese. Cerca de la Piazza Campo Santo Stéfano, encontrarás un edificio gótico donde funciona el Municipio de Murano llamado Palazzo da Mula y frente a la plaza “Il cometa di Vetro” y la Torre del Reloj. Si quieres ver bellas piezas hechas en cristal debes visitar Murano, otra de las islas italianas más famosas del mundo.

3. Isla de Elba

Isla de Elba
Isla de Elba

Continuando por la ruta de las islas, desde Venecia debes llegar a Piombino, para ello deberás pasar por Bolonia, Florencia, Pisa, visitar Suvereto (uno de los 30 pueblos más bonitos de Italia), llegar a Piombino y desde allí, embarcarte a la hermosa isla de Elba.
Famosa por sus playas (tiene más de 150) es de origen volcánico y tiene una superficie de tan solo 225 kilómetros cuadrados. En esta bella isla del mar Tirreno hallarás todo lo que un viajero desea: pueblos antiguos, mar, playa, navegación, trekking, senderismo, cabalgatas, buceo, pesca, ciclismo, golf, tenis, montañas y hasta un centro con un método curativo para algunas enfermedades, con baños marinos y determinadas condiciones climáticas (talasoterapia).

↠ Que visitar en Isla de Elba

Aquí estuvo exiliado Napoleón y en la capital que es Portoferraio, donde desembarcarás al llegar a la isla, encontrarás el Museo Nacional de Residencias Napoleónicas y las villas napoleónicas de Villa San Martino y Villa dei Mulini.

En Marciana, el más antiguo de los pueblos de Elba, a 375 metros de altura, es medieval con callejuelas estrechas, plazas con fuentes y floridas casas. Desde aquí sale el teleférico que te llevará al Monte Capanne donde verás el Santuario de la Madonna del Monte a 627 metros de altura y al que podrás llegar caminando. También puedes visitar Marina Marciana, Baluardo, Porto Azzurro, Campo nell’Elba y Capoliveri, que es donde se concentran la mayoría de las playas de la isla. Elba es una de las más bellas islas italianas que debes visitar.

4. Cerdeña

Cerdeña, una de las islas de Italia más hermosas
Cala Mariolu en Cerdeña | Fotografía de Sardegna Turismo

Siguiendo tu recorrido, desde la isla de Elba podrás pasar a Cerdeña, una isla famosa en todo el mundo, no solo por la belleza de sus playas y el color turquesa de las aguas que bañan sus costas, sino por albergar al Parco Nazionale Arcipelago della Maddalena, un bello archipiélago con más 20000 hectáreas y 60 islas e islotes, de los cuales siete son las principales: la Maddalena, Santa Maria, Razzoli, Caprera, Santo Stefano, Spargi y Budelli.

↠ Lugares que ver en Cerdeña

La única que está habitada es La Maddalena, una preciosa isla con aguas cristalinas, doradas arenas y muy profundas. Es un antiguo puerto de pescadores, con la iglesia de Santa Magdalena, tiendas, restaurantes y el Ayuntamiento. Las aguas del parque varían desde el verde esmeralda al turquesa y desde el azul claro al azul intenso, en ellas podrás practicar buceo, paseos en barco o disfrutar de las playas.

✓ Para visitar La Magdalena, te recomendamos reservar esta excursión con guía en español. Podrás descubrir las preciosas costas del archipiélago de la Magdalena.

La isla de Budelli tiene sus playas de arena rosa (dicen que es la más bella del Mediterráneo), pero sólo puede visitarse con guías. En la isla de Caprera vivió sus últimos años Garibaldi y tiene las hermosas playas de Cala Coticciu, Brigantina y Portese. Sin embargo, la Spargi Cala Granara, Cala Corsari y Razzili Cala Lunga, son algunas de las más reconocidas mundialmente.

En esta reserva natural encontrarás el bivalvo más grande del Mediterráneo (pinna nobilis), la tortuga caretta caretta y delfines mulares. El Parque Nacional del archipiélago de la Magdalena es solo alguna de las bellezas de Cerdeña; una de las islas de italia que debes conocer.

5. Sant’Antioco e Isla de San Pietro – Cerdeña

Dos de las islas italianas más paradisíacas las encontrarás al sur de Cerdeña, frente a la península de Sulcis en el archipiélago del mismo nombre, son las islas de Sant’Antioco y de San Pietro. En una zona no contaminada, podrás disfrutar y relajarte en un ambiente salvaje en contacto con la naturaleza.

↠ Isla de Sant’Antioco

Sant’Antioco | Fotografía de Jürgen Scheeff

La isla de Sant’Antioco fue parte de un volcán y su costa está compuesta por altas paredes blancas de roca, ensenadas, cuevas y playas. Durante todo el año podrás realizar pesca submarina o en alta mar y si la época del año se corresponde, participarás de la pesca de atún rojo. En la isla hay gran cantidad de lagunas donde proliferan los cormoranes, las garzas, las gaviotas y los flamencos rosados.

↠ Isla de San Pietro

Isola di San Pietro | Fotografía de Massimo Virgilio

La isla de San Pietro es la única que está habitada por descendientes de tunecinos y por eso el idioma que se habla en el lugar es el tabarkino. Carloforte (que así se llama el pueblo), es famoso por sus comidas, principalmente por el atún que es la dieta básica de los lugareños, preparado de decenas de maneras diferentes y donde todo se aprovecha, hasta las vísceras. Una de las delicias es la pasta carlofortina mezcla de manjares sardos y genoveses.
San Pietro cuenta con bellísimas playas y calas enmarcadas por un mar cristalino y suaves olas que harán que puedas ir con niños. Pero además podrás realizar trekking, caminatas y visitar sitios arqueológicos. Visitar las islas de Sant’Antioco y de San Pietro te permitirá conocer dos de las islas más bonitas del mundo.

6. Islas Pontinas – Ponza y Palmarola

Chiaia di Luna en Ponza
Chiaia di Luna en Ponza | Fotografía de Ferhat Deniz Fors

Situado a unos 35 kilómetros del continente las Islas Pontinas o Ponza son seis: Ventotene, Santo Stefano, Palmarola, Gavi, Zannone y Ponza que es la de mayor tamaño y le da el nombre al archipiélago.
Para llegar a Ponza (comienzo de la aventura) puedes hacerlo por hidroavión o ferry Ponza. Esta isla es difícil de recorrer, ya que solo podrás acceder a las calas por barco. Ideal para bucear por sus aguas cristalinas, tiene una riqueza ictícola que la hace muy apreciada por los amantes del buceo. Además, como fue habitada por griegos y romanos, posee una rica historia y todavía pueden apreciarse estructuras de la antigua Roma.

↠ Lugares que visitar en las Islas Pontinas

Las playas de Ponza son realmente fascinantes, casi todas están protegidas por una densa vegetación, blancas rocas y un impresionante paisaje. Por ejemplo, para llegar a la playa Chiaia di luna (luz de luna) deberás pasar a través de un túnel romano de 170 metros de longitud. Lo ideal para recorrerla totalmente es alquilar un paseo en barco donde podrás descender a las calas y playas más recónditas y darte un baño en el Mediterráneo.

Verás las las Cuevas Azules, la Grotta degli Smeraldi, la Grotta di Ponzio Pilato, las Piscinas Naturales y la Grotta della Maga Circe. Digno de mencionar son: El jardín botánico, las Cuevas de Ponza, el puerto borbónico y el Museo Etnográfico. Por último no abandones Ponza sin probar su exquisita gastronomía. En especial su típico queso pecorino y sus exclusivos vinos finos como el blanco de Punta Fieno, el Biancolella, Nero D’Avola y Moscato

7. Isla de Capri

Vistas de Capri Italia

El su famoso libro “La Odisea”, Homero describió a Marina Piccola en la isla de Capri, como el lugar donde las sirenas trataron de seducir a Ulises. Alegoría que habla que el lugar es tan mágico que es imposible sucumbir ante tanta belleza.
En verdad, Capri y Santorini, separadas por 1500 kilómetros y ambas sobre el Mediterráneo son las dos islas más bonitas del mundo. Pero volvamos a “la ruta de las islas”. De las islas Pontinas podrás pasar a Nápoles y desde allí, o desde la Costa Amalfitana, puedes pasar a la isla de Capri. Normalmente se piensa que Capri es un destino de “élite” pero no es así, no es necesario que gastes fortunas si sabes cómo y qué visitar en la isla.

↠ Lugares que ver en Isla de Capri

Lo primero que verás serán los típicos Farallones (símbolo de Capri), las tres rocas que emergen majestuosamente del fondo del mar frente a sus costas y que junto al Monte Solaro son en el único lugar en el mundo donde habita el lagarto azul. Debes conocer la Gruta Azul, ya que en su interior las aguas son de un azul intenso cuando se refleja la luz en el fondo marino, repleto de peces. También subirás al Monte Solaro de casi 600 metros de altura donde verás las ciudades de Nápoles y Salerno.

Si visitas Villa Jovis, verás las islas Procida e Ischia, la costa del Cilento y el golfo de Salerno. Por supuesto no puedes perder el disfrutar de un café, charlar, beber un trago o ver algún personaje famoso desde la terraza de “la Piazzetta”, el corazón de Capri. Por último, debes degustar la ensalada “caprese” típica de la isla o el famoso “lemoncello”, creado por María Antonia Farace, a finales de 1800. Cuando visites Capri comprenderás porque es la más bonita de las islas de Italia.

✓ Te recomendamos reservar este crucero por Capri con parada en la Gruta Azul. Es la manera ideal de explorar todas las cuevas marinas de la isla.

8. Isla Procida

Nápoles Ciudades de Italia
Procida en Nápoles | Fotografía de Charles Devaux

Con sus coloridas casas y sus pequeños barcos pesqueros, llegar a Procida te causará esa sensación de placer y encanto que se produce cuando la realidad supera la imaginación. Con tan solo cuatro kilómetros cuadrados, es la isla más pequeña del Golfo de Nápoles y la preferida por los napolitanos para huir de la vorágine de la ciudad.

↠ Que ver en la Islas Procida

Desde Nápoles distante cuarenta kilómetros podrás llegar con hidroala a Marina Grande donde se ubica el puerto, desde allí puedes tomar por la avenida Roma (su calle principal), a lo largo de la cual hallarás tiendas de artesanías, restaurantes y la piazza Sancio Cattolico, frente a la que se encuentra la Iglesia de Santa Maria della Pieta. En sus callejuelas verás las típicas casas de colores con la ropa tendida en las ventanas y el olor a limón que te acompañará todo el trayecto.

Terra Murata es el sector más alto de la isla y allí está la Abadía de San Miguel Arcángel y el Palacio Real de 1563. Marina Corricella te brindará una sensación de paz, con sus casas de colores y donde podrás degustar un exquisito granizado de limón. En el sur de la isla está la península de Solchiaro, una bella área natural que es ideal para caminar y tener las mejores vistas de Procida. Para terminar, no puedes dejar la isla sin visitar Marina Chiarella, donde los pescadores limpian sus redes y están las playas más bonitas. Procida, una de las islas italianas, de la que vas a enamorarte.

9. Isquia

Vistas de Ischia

Ubicada en el golfo de Nápoles, es la más grande de las islas del “Archipiélago Campano”. Desde el puerto de Nápoles tardarás dos horas veinte minutos con el aliscafo al puerto de Ischia. Ese será el punto de partida para conocer sus hermosas playas, sus lugares históricos y sus bellezas naturales. La parte más habitada de la isla es Ischia Porto, y en Vía Roma que es su calle principal hallarás famosas tiendas de ropa, restaurantes de categoría y una nutrida vida nocturna.

↠ Lugares que ver en Isquia imprescindibles

Debes conocer el Castillo Aragonés en Ischia Ponte, la iglesia del Soccorso, el Museo Arqueológico de Pithecusae y el pequeño pueblo costero de Sant’Angelo d’Ischia.
Si quieres bucear debes ir a La Secca delle Formiche y en la isla dispondrás de un centro de entrenamiento para iniciarte en esa actividad. También podrás concurrir a varias fuentes de agua termal como, por ejemplo: el complejo Casamicciolo, los estanques de Apolo y Afrodita en Serraro Fontana, los Jardines de Negombo en Lacco Ameno y los Jardines de Poseidón en Forio.
Tienes rutas de senderismo por toda la isla y podrás ascender al monte Epomeo, a 789 metros sobre el nivel del mar. Puedes jugar golf, fútbol, voleibol y tenis en los numerosos lugares habilitados al respecto.

Por último, el atractivo principal de la isla, sus playas que son pequeñas, íntimas, rodeadas de bosque y hermosas. Algunas de ellas están en: Forio d’Ischia: Playa Cava dell’Isola, Playa Citara, Playa Chiaia y Playa San Francesco. Lacco Ameno: Playa San Montano y Playa Litoranea. Sant’Angelo (Serrara Fontana): Playa Le Fumarole, Playa Chiaia di Rose y Playa Cava Grado. Si visitas Barano d’Ischia: Playa Maronti y en Casamicciola: Marina Beach. Cuando visites Ischia tendrás mucho para ver y hacer en una de las islas más bonitas del mundo.

10. Favignana

Isla Favignana en Italia
Isla Favignana | Fotografía de Favignana Casa Faro

De Nápoles debes ir a Sicilia, la isla más grande de Italia. Desde allí puedes visitar las islas del archipiélago de Egadi, que está formado por Favignana, Levanzo y Marettimo. La más grande de las tres es Favignana y, al igual que sus hermanas, tienen la belleza que le da estar en estado virgen y natural.
Con sus casas típicas de pueblo de pescadores, sus pocos habitantes viven de la agricultura, del turismo y por supuesto de la pesca. Sus aguas cristalinas, sus bellas playas y un paisaje único, hacen que año tras año aumente el número de turistas que quieren conocer esta paradisíaca isla de Italia.

↠ Que ver y hacer en Favignana

En Favignana hay playas para todos los gustos y necesidades. Algunas de ellas son: Cala Rossa es una de las más hermosas de Sicilia, arena blanca, agua cristalina y mar calmo, es ideal para practicar buceo y snorkel. Bue Marino exhibe un hermoso paisaje, con acantilados diseñados por el hombre extrayendo mármol de sus paredes, y hoy es el lugar preferido por los amantes del buceo. Cala Azzurra es realmente de ensueño, con su arena blanca y fina, el mar incontaminado y las aguas poco profundas. Además, es el lugar más frecuentado por las familias con niños.

Una de las actividades más cautivantes de tu visita a Favignana, es realizar un tour en barco, en el que pasarás el día conociendo las calas y playas remotas, almorzarás en el barco y el capitán te contará historias sobre la isla. Ya en tierra, debes visitar el punto más alto de la isla, donde llegarás después de caminar casi una hora al Castillo de Santa Caterina. Finalmente, si dispones de algún día extra, visita las islas de Levanzo donde verás grafitis del paleolítico y Marettimo que, con sus cuevas y ensenadas, su profusa vegetación y su abundante fauna, es la más salvaje de las Egadas. Si lo que buscas es un viaje inolvidable, debes visitar la isla Favignana en Sicilia.

✓ Te recomendamos reservar este paseo en mini crucero por la costa de Favignana. Podrás disfrutar de un paseo con hermosas vistas y nadar en sus impresionantes aguas cristalinas.

11. Isola Bella

Isola Bella | Fotografía de Giuseppe Famiani

En el año 1890 la isla fue comprada por Florence Trevelyan, una noble inglesa que amaba las plantas y que sembró exóticas plantas tropicales que se adaptaron a las plantas mediterráneas, creando la bella flora que abunda en Isola Bella. Este entorno atrajo pavos reales, cabras, reptiles, canarios y loros enriqueciendo la fauna local. En consecuencia de ello, en la actualidad es una Reserva Natural.
Debido a la transparencia, el color azul intenso y la temperatura agradable de sus aguas, podrás disfrutar plenamente de tu estadía en Isola Bella.

↠ Lugares que visitar en Isola Bella

Puedes practicar senderismo o embarcarte para conocer la Grotta Azzurra (Gruta Azul) y la Grotta della Conchiglia, dos hermosas cuevas naturales llenas de encanto. También podrás realizar un paseo en moto de agua y por supuesto, disfrutar buceando en las playas de Isola Bella que son de uso libre y están debidamente equipada. Solo deberás llevar calzado adecuado dado que no son de arena, sino de piedra y deberás proteger tus pies.
Otra visita interesante es el Museo Naturalistico Regionale di Isolabella e Villa Caronia, un bello jardín botánico de casi dos hectáreas.

La comida típica de esta parte de Sicilia es: pasta con sardinas, arroz con mariscos, berenjenas con ricota salada y pescados preparados de maneras diferentes (anchoas, sardinas, pez espada y atún entre otros).
Para cruzar desde Taormina, solo deberás esperar a que baje la marea y podrás hacerlo andando o, si prefieres, puedes ir nadando, ya que está a pocos metros de la isla de Sicilia. Una visita a Isola Bella te permitirá conocer una de las islas italianas más bonitas.

12. Islas Eolias

El archipiélago de Eolia está compuesto por siete islas: Lipari, Vulcano, Stromboli, Salina, Panarea, Alicudi y Filicudi. Deben su nombre a los vientos que las surcan (Eolo Dios del viento griego), que ya Homero aludía en “La Ilíada”. Se trata de islas volcánicas (con dos volcanes activos) que desde el año 2000 son Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO.

↠ Lípari

Lípari Italia
Lípari | Fotografía de Civitatis

Llegarás al puerto de Lípari que es el centro cultural e histórico del archipiélago, con callejuelas estrechas construidas sobre un promontorio entre dos ensenadas (Marina Corta y Marina Larga). Allí se encuentra el Museo Arqueológico “Luigi Bernabò Brea” y las ruinas del Castillo de Lípari.

↠ Vulcano

Isola Vulcano
Isola Vulcano

Después deberás conocer Vulcano, donde podrás ascender al Cratere della Fossa para caminar sobre la tierra sulfurosa, la lava solidificada y untarte con su lodo curativo. Para alcanzar la cima debes recorrer un sendero que tiene una dificultad media.

↠ Strómboli

Strómboli Islas Eolias
Strómboli en las Islas Eolias | Fotografía de Norbert Nagel

Visitar Strómboli te causará una rara sensación ya que, es un volcán activo y el contraste entre sus blancas casas (típicas del Mediterráneo), su arena muy negra y el azul del mar, crea un juego de colores que quedarán impresos en tus retinas.

↠ Salina

Isla de Salina Italia
Isla de Salina | Fotografía de Life and Lamas

Salina es el centro geográfico del archipiélago y el verde intenso de sus montañas es incomparable y único. Tiene un hermoso bosque de helechos llamado Fossa delle Felci y es famosa por sus alcaparras Spinoso y Nocella y por sus uvas Malvasia.

↠ Panarea

Panarea | fotografía de HopeHill

Panarea te sorprenderá por la blancura de sus casas, solo comparables a las de Santorini, su centro es alegre y bullicioso con tiendas, talleres y casas de comidas, y en sus islotes Basiluzzo y Spinazzola proliferan palmeras enanas, únicas en Europa.

↠ Alicudi

Alicudi, una de las islas de Italia más bonitas
Alicudi | Fotografía de Ferriesonline

Es una pequeña isla formada solo por un cono volcánico (Filo dell Arpa). Tiene una población muy reducida y carece de vida comercial y nocturna. Sin embargo, es una de las islas de Italia más pintorescas, rodeada de agua cristalina y hermosas vistas.

↠ Filicudi

Filicudi Italia
Filicudi | Fotografía de SopranoVillas

Por último, Filicudi es la más salvaje de las islas y allí hallarás el abandonado pueblo de Zucco Grande de origen prehistórico.
Cuando visites el archipiélago de las Eolias, en un solo viaje podrás conocer siete de las islas de Italia más bonitas.

13. Lampedusa

Spiaggia dei Conigli, Lampedusa
Spiaggia dei Conigli en Lampedusa | Fotografía de Enrica Tancioni

Si bien Lampedusa es una isla pequeña, es muy famosa y muy visitada y, pese a su reducido tamaño, tendrás muchas cosas para ver y hacer. La única calle comercial de Lampedusa es la Vía Roma. Allí están los alojamientos y las casas de comida, donde podrás degustar los verdaderos platos sicilianos: arangini, cannoli y panelle.
En la isla ubicada, en medio del Mediterráneo, en el archipiélago de las Islas Pelagias, podrás comer el mejor pescado fresco del mundo como el cuscús, la ghiotta y preparado en barbacoa.

También deberás conocer el Archivo Histórico de Lampedusa que se encuentra al finalizar vía Roma en el paseo del puerto. En piazza Castello se realiza todos los años un festival de rock y frente a la plaza se encuentra el Museo Arqueológico de Lampedusa y Linosa.
Al caer la tarde debes concurrir al punto más alto de la isla: Albero Sole y ver una de las tres puestas del sol más impresionantes del mundo (Tofino en Canadá y Oia en Santorini las otras dos más bonitas).

↠ Cosas que hacer en Lampedusa

Realiza una excursión con especialistas para avistar delfines y tortugas caretta caretta. Haz trekking acompañado por guías que te llevarán a través de matorrales y valles para conocer los más bellos lugares de la isla. Bucea en las aguas de las islas Pelagie, junto a los expertos del centro de buceo de la isla.

Por último, visita Spiaggia dei Conigli (Playa de los Conejos), llamada así por estar frente a la isla de los conejos, y elegida como una de las mejores playas de Italia. Con aguas cristalinas, arena blanca y rodeada de acantilados congrega cada año a cientos de tortugas bobas que van a desovar, y alberga a la lagartija colilarga originaria de África. En tu viaje a Italia debes visitar Lampedusa, una de las islas más bonitas del mundo.

14. Pantellería

Isla de Pantellería
Isla de Pantellería | Fotografía de Newsweek

Si quieres conocer la isla preferida por los famosos, debes visitar Pantellería. Giorgio Armani la visita cada año desde 1980. Allí estuvieron Gabriel García Márquez, Truman Capote, Michelle Pfeiffer, Madonna, Franco Battiato, Charlotte Gainsbourg y Tilda Swinton.
Ubicada en el centro del Canal de Sicilia, este volcán que emerge del Mediteráneo, combina a la perfección los elementos naturales como farallones calas y flora mediterránea. Con sus típicas casas cúbicas con techos en cúpula blanca y bellos jardines (fue lo que enamoró a Armani).

↠ Lugares que ver en Pantellería

Te llenarás de admiración y asombro cuando conozcas el Lago Espejo de Venus, que no es más que el cráter del volcán transformado en lago y se halla en el centro de la isla. Sus piscinas naturales con agua a 50 grados y su barro que tiene propiedades curativas son apreciados mundialmente. Párrafo aparte merece el Arco de Elefante, ya que se trata de una inmensa roca de lava que tiene la forma de trompa de un elefante en el agua, y es uno de los símbolos de la isla.

Otro de los lugares más bellos de Pantelleria es la Balata dei Turchi, con un colorido especial que hace que sea una de las áreas más visitadas. También deberás conocer El Laghetto delle Ondine, un lago natural donde podrás nadar y la Gran Montaña que, con 860 metros de altura podrás escalar por los senderos habilitados para tal fin.
En sus laderas podrá ver chorros de vapor que surgen de las grietas llamados
Favare. También puedes ir a La Acrópolis de San Marco y Santa Teresa, que datan de la época de los romanos, y donde aún se realizan excavaciones para dar con restos arqueológicos. Estas son solo algunas de las cosas que podrás ver en Pantelleria y que debes visitar indefectiblemente.

15. Islas Tremiti

Las cinco islas que componen el archipiélago Tremiti son: San Domino, San Nicola, Cretaccio, Capraia y Pianosa. Solo las dos primeras están habitadas, Cretaccio y Capraia se pueden visitar a pie y Pianosa solo puede conocerse con un permiso especial, ya que se trata de una isla con Reserva Marina Integral.

↠ Isla de San Domino

Isla de San Domino Italia
Isla de San Domino | Fotografía de Roby Ferrari

La isla de San Domino está cubierta de pinos, y sus playas son pedregosas y con cuevas. Las más bellas son Cala Benedettini y Cala Matano a las que podrás llegar caminando desde el muelle. Está provista de sombrillas, tumbonas, bares y restaurantes.

La única cala de arena de la isla es Cala delle Arene que está cerca del centro y es de arena blanca, con aguas cristalinas y poco profundas entre rocas y palmeras. Con buena infraestructura hay bares, restaurantes y hoteles. Podrás visitar también la Grotta dell’Arenile, una bella cueva que se encuentra a poca distancia de la playa.
La Grotta del Bue Marino es una cueva a la que puedes llegar en barco que tiene setenta metros de largo y catorce de alto y es famosa por ser refugio de la foca monje.

↠ Isla de San Nicola

Isla de San Nicola Italia
Isla de San Nicola | Fotografía de Giorgio Galeotti

En la isla de San Nicola el Santuario de Santa María al Mare es visita obligada, allí podrás ver una bella estatua de madera de María con el Niño y una Cruz de estilo bizantino. Las aguas del archipiélago son transparentes y limpias, por lo que son ideales para practicar snorkel y buceo con cuevas subacuáticas de espectaculares colores y con una gran variedad de peces, langostas y caballitos de mar que nadan entre corales y gorgonias.
Conocer las islas Tremiti en el mar Adriático, es un placer que no debes omitir en tu recorrido por las islas italianas.


Después de visitar estas bellas islas de Italia, haber disfrutado de la calidez de su gente y saborear su exquisita gastronomía, sabrás por qué algunas veces, las cosas menos conocidas son las más hermosas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.